El Astrónomo Errante

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente

Un nuevo brazo en la Vía Láctea

E-mail Imprimir
Valoración: / 0
MaloBueno 

Es posible ver fantásticas fotografías de galaxias espirales, algunas muy similares a la nuestra, como la vecina Andrómeda, pero tener la misma visión de la galaxia que nos cobija es un poco más difícil.

Al igual que si tratáramos de saber cómo lucimos sin la ayuda de un espejo, los astrónomos intentan describir la Vía Láctea sin poder verla desde afuera.

Esto significa que los nuevos descubrimientos aún son posibles en nuestro patio trasero cósmico propio, un suceso puesto de relieve por un nuevo estudio que identifica un brazo espiral nunca antes visto de la Vía Láctea. La estructura recién descubierta, unos 70.000 años luz de distancia, puede ser la continuación de un brazo espiral mayor, conocido previamente, parte del cual se ve mucho más cerca de la Tierra. Thomas Dame y Tadeo Patrick del Centro Harvard-Smithsoniano de Astrofísica han anunciado el hallazgo en el Astrophysical Journal Letters.

Los investigadores pueden crear mapas de las estructuras más alejadas de la galaxia usando radiotelescopios para identificar las firmas espectrales de átomos o moléculas específicas. Lo que los astrofísicos de CfA hicieron fue rastrear el conocido brazo de Escudo-Centauro que debería extenderse hacia el lado más alejado de la galaxia. En los sondeos telescópicos que escanearon la galaxia en busca de emisión de microondas de átomos de hidrógenos aparecía algo. Pero con tanto hidrógeno resultaba difícil identificar estructuras.

Así que este par de investigadores buscó el monóxido de carbono que también parece ser un rastreador confiable de la clase de nubes de gas molecular que forma estrellas. Encontrar nubes a lo largo del supuesto brazo verificaría que lo detectado hasta ahora es una pieza genuina de la estructura de la galaxia. Y lo descubierto son nubes moleculares a lo largo del brazo, una de las cuales ha sido mapeada en detalle. Se trata de una nube de 300 años luz de diámetro (47 pc), con la masa de 50.000 soles. La localización del brazo concuerda con la extensión del Brazo principal, del otro lado del centro galáctico.

La galaxia es a grosso modo, como un "sombrero sombrero". Esta deformación no es rara en la periferia de las galaxias espirales. "Cuando la densidad de estrellas  baja, hay menos fuerza para mantenerlo todo en su lugar" y el tirón de las galaxias enanas o de otros perturbadores puede doblar el disco.

Tiene sentido que el Brazo de Escudo-Centauro (o Cruz-Centauro) continúe hacia donde se halla esta nueva estructura. Semejante extensión preservaría la simetría general de la galaxia. El Brazo de Perseo, una suerte de imagen espejada del Brazo de Escudo-Centauro se arquea alrededor de la galaxia de la misma forma que el brazo de Escudo-Centauro hacía en el sentido opuesto.

Fuentes:


 
Por favor regístrese o haga login para añadir sus comentarios a este artículo.

Usuarios conectados

Tenemos 567 invitados conectado(s)

Usuarios registrados

Introduzca su identificación para acceder a los contenidos y funcionalidades reservados a usuarios registrados.

Lea nuestra Política de Privacidad

Si tiene problemas de acceso póngase en contacto con nosotros en info@astroerrante.com